Tres hechos que estrechan el cerco internacional a Maduro

Tres hechos que estrechan el cerco internacional a Maduro

Vinieron de la ONU, del Grupo Internacional de Contacto y del Alto Comisionado europeo, Joseph Borrell

Tres eventos internacionales estrecharon esta semana el cerco sobre el gobierno de Nicolás Maduro: el informe sobre violación de derechos humanos en Venezuela que se presentó en la ONU, la declaración del Grupo Internacional de Contacto (GIC) declarando que este país no cumple actualmente con las condiciones para celebrar unas elecciones “transparentes, inclusivas, libres y justas”. Y finalmente el cierre de puertas que dio Europa a la invitación a observar las elecciones parlamentarias.

El gobierno de Maduro denunció este jueves las “insólitas intromisiones” del Grupo Internacional de Contacto (GIC), al que acusó de “alimentar las tensiones políticas”.

En el documento, el grupo pidió eliminar los obstáculos para la participación política en las elecciones legislativas, previstas para el 6 de diciembre, lo que incluye el “respeto por el mandato constitucional” de la “democráticamente elegida” Asamblea Nacional o “devolver el control de los partidos políticos a sus legítimos administradores”.

Este grupo internacional está integrado por países latinoamericanos y europeos, interesados en gestionar una salida a la crisis política venezolana.

 

 

Respuesta de Arreaza a la ONU

Por otra parte, el día miércoles, el canciller Jorge Arreaza hubo de responder al informe de la ONU, que precisa que el propio presidente Nicolás Maduro pudo haber estado relacionado con violaciones a los derechos humanos. Arreaza lo descalificó como un informe lleno de “falsedades”. 

Abiertos estos dos frente contra la gestión de Maduro, este jueves se agregó un tercero, cuando Joseph Borrel, Alto Comisionado para las Relaciones Internacionales de la Unión Europea, señalara que este bloque comunitario solo participaría  como observador en las elecciones si hay “importantes cambios” en las condiciones de los comicios.

Borrel alegó también que la invitación fue presentada “fuera de plazo”.

Asimismo, el gobierno de Maduro había invitado a la ONU y a la Unión Europea hace varias semanas a ir a Caracas, interesado como está para que Europa pueda observar las elecciones parlamentarias del 6 de diciembre. El gobierno ofreció una serie de garantías.

Pero, obviamente, las garantías ofrecidas no le parecieron suficientes a Borrel, quien optó por mostrar su escepticismo.

Lea también –  El informe de la ONU

Respuesta de Maduro a Borrel

A Borrell le respondió el propio Maduro este jueves:

“Si no pueden mandar una súper comisión a las elecciones de Venezuela, manden una comisión en privado”, dijo Maduro durante un acto de su partido transmitido por la televisión pública VTV, en referencia a la negativa de la UE de enviar una misión de observación electoral por haberse hecho la invitación fuera de plazo, reportó EFE.

“Si quieren ver la verdad, dijo Maduro, manden una comisión en privado, nosotros los vamos a atender muy bien y ustedes podrán ver la campaña electoral, las elecciones, podrán ver la verdad de Venezuela”, insistió, aun sabiendo que no es posible, tal y como le fue comunicado desde Europa.

Las conversaciones parecen haber caído en un punto muerto, una vez que no está planteada la suspensión de la fecha de las votaciones:

“Solo importantes cambios en las condiciones y marco temporal podría permitir el despliegue de una misión de observación electoral de la UE”, declaró Borrell a través de su cuenta en la red social Twitter.

Pero Maduro dijo que estas condiciones de la UE son “imposibles” de cumplir puesto que suponen una violación a la Constitución, al tiempo que planteó al grupo que “piense bien” su política hacia Venezuela.

Redactor Venepress
venepress.com
Públicado: viernes, 18/09/2020 - 11:38 AM

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *