Tal día como hoy comenzó la transición

Tal día como hoy comenzó la transición

A dos años de las elecciones que renovaron a Maduro

El arribo a dos años de las más recientes elecciones presidenciales en Venezuela no parece nada como para celebrar. A partir de ese día, el país tomó un rumbo hacia la incertidumbre, y dos años después lo que se ve es un camino abierto hacia la violencia.

 

El gobierno de Nicolás Maduro se dio por renovado en otra maniobra política que encabezó la Asamblea Nacional Constituyente (ANC), que fue la que convocó y adelantó el proceso electoral.

Aquello fue una provocación expresamente hecha para que parte de la oposición la rechazara, y se produjese así la natural división de opiniones opositoras, que terminó dando más frutos a Maduro.

La oposición, que impuso su carácter al 30 de mayo de 2018, al anunciar que no acudía a esos comicios que, a su mirar, no eran elecciones verdaderas.

Así la oposición venezolana se privó de lo que, en los últimos tiempos, ha dado muestras de saber hacer bien: ganar elecciones.

Le puede interesar –  Maduro sobre elecciones

Después de ese 20 de mayo, Venezuela ha tenido un 30 de abril de 2019, en la autopista en Altamira,  y un 3 de mayo de 2020, en Macuto y Chuao, hechos signados por la violencia y después de los cuales la administración de Maduro parece haber salido fortalecida, o mejor la oposición ha quedado cada vez más disminuida.

Sin embargo, la oposición ha sabido sacar provecho a su postura abstencionista para aquel 20 de mayo. Es claro que de allí surgió su autoproclamación como presidente encargado de enero de 2019 y el inmediato reconocimiento del gobierno de los Estados Unidos.

Y luego de 50 naciones más.

De ese 20 de mayo proviene la cabeza de playa gubernamental que tiene la oposición. De allí que pueda hoy manejar presupuesto y controlar a Monómeros, en Colombia, y a Citgo, en los Estados Unidos.

Esto puede ser un signo de que ya la Transición comenzó. Aunque no hay estimación sobre cuánto durará eso. Desde el momento en que Nicolás Maduro perdió legitimidad a los ojos de más de 50 naciones es porque las cosas son realmente diferentes, incluso desde el punto de vista institucional.

Aquel 20 de mayo el país comenzó a andar en el filo de una navaja, y por allí ha caminado desde hace dos años, con el signo de la violencia por un lado, y paralelamente la sólida caída en la calidad de vida de todos los venezolanos.

La economía se ha venido abajo poco a poco, con el no reconocimiento de Maduro como Presidente de la República por parte de los Estados Unidos, Europa y otras naciones.

La acritud del debate político entre los principales bandos y la discusión nacional asemejan el absurdo de un país en el cual los dirigentes hacen su parte, mientras un rumbo incierto lleva el país.

Después de aquel 20 de mayo quedó fija la idea del no reconocimiento del adversario y los encuentros habidos entre ellos, en pos de algún acuerdo, han fracasado. Se afianza el discurso de la violencia.

Por supuesto, no hay nada qué celebrar en este día.

Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *