Sospechan de energía dirigida detrás del «síndrome de La Habana»

Existe tecnología que provoque los síntomas como dolores de cabeza, náuseas, mareos, incluso daños neurológicos

Una fuente de energía externa podría ser la causa del misterioso «síndrome de La Habana» que ha afectado a diplomáticos y militares estadounidenses, dijeron este miércoles los servicios de inteligencia de Estados Unidos, respaldando así la tesis de los ataques deliberados.

Un panel de expertos en tecnología y médicos convocados por los organismos de inteligencia estadounidenses descubrió que ondas electromagnéticas y de ultrasonido, emitidas desde distancias cercanas, podrían causar la combinación única de síntomas en algunos de los llamados «incidentes de salud anómalos”.

Existe tecnología que provoque los síntomas reportados por primera vez en funcionarios en La Habana, Cuba, en 2016, como dolores de cabeza, náuseas, mareos, incluso daños neurológicos.

De los cientos de casos informados, «un subconjunto de AHI no se puede explicar fácilmente por condiciones ambientales o médicas conocidas y podría deberse a estímulos externos», según un extracto de su informe hecho público por el director de inteligencia estadounidense.

Los expertos dijeron que es posible crear dispositivos ocultables que, utilizando cantidades moderadas de energía, dirigirían la energía electromagnética o las ondas de ultrasonido para causar daños en una persona determinada.

DW

Lea también –  Hacker robó 326 millones de dólares en criptomonedas

Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja una respuesta