ONU alerta del aumento de venezolanos que intentan cruzar el istmo de Panamá

Los migrantes atraviesan rutas peligrosas

El número de venezolanos que han intentado cruzar el paso del Darién, que une a Panamá con Colombia y el resto de Suramérica, ha aumentado en los primeros dos meses de 2022 hasta más de 2.500, un número que se asemeja a los 2.800 registrados en todo el año 2021, advirtieron este martes agencias de las Naciones Unidas.

Estos venezolanos, junto a otros migrantes, «están en cada vez mayor número intentando atravesar pasos fronterizos peligrosos, como el de las junglas de Darién, en busca de un lugar seguro», señalaron en un comunicado conjunto la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y la Agencia de la ONU para los Refugiados (Acnur).

Las organizaciones advierten una tendencia creciente a emigrar hacia el norte, a medida que los países de acogida de los refugiados y migrantes venezolanos comienzan a sufrir con mayor intensidad el impacto socioeconómico de la pandemia de covid, indicaron OIM y Acnur.

Por su parte, la zona de Darién, con numerosas corrientes fluviales, selvas y una complicada orografía, es además una zona de actividad de grupos armados, y algunos tardan hasta diez días en cruzarla, «llegando a comunidades indígenas remotas hambrientos, deshidratados, exhaustos y necesitados de atención médica», advierten las agencias de la ONU.

EFE

Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja una respuesta