El coronavirus se moviliza en la fauna salvaje

De acuerdo con el investigador, lo que “causa sorpresa” en el test positivo en esos cuatro animales

Las infecciones por Sars-CoV-2 en especies de la fauna salvaje brasileña, muchas de ellas sin contacto con los seres humanos, están movilizando a la comunidad científica del país, uno de los más golpeados por la pandemia y que teme por los animales ante la incógnita de nuevas cepas.

La detección del virus en un oso hormiguero, un mono sagüí y dos manatíes da indicios de que “más especies estén afectadas, pero esperamos que transitoriamente no desarrollen la enfermedad. Por eso es que no hablamos de COVID-19 en animales y sí de infección por Sars-CoV-2”, dijo a Efe el veterinario Alexánder Biondo.

“Nosotros tenemos una fauna exuberante en Brasil, principalmente por la selva amazónica y, más abajo (al sur), con la Mata Atlántica -ecosistema de bosques- y ya sabíamos de esos animales más susceptibles, como monos pequeños, felinos y comadrejas”, agregó Biondo, profesor de Zoonosis de la Universidad Federal de Paraná.

De acuerdo con el investigador, lo que “causa sorpresa” en el test positivo en esos cuatro animales es que no tenían contacto con los seres humanos y llegaron por otros problemas de salud, como atropellamiento en el caso del oso hormiguero, a hospitales veterinarios del Pantanal (occidente) y la Amazonía (norte).

“Estamos previendo que ese número de positivos aumente y es por eso que Brasil tiene que cuidar su fauna nativa”, completó Biondo, quien alertó que entre más especies infectadas aumentan las posibilidades de que se desarrollen “nuevas cepas” del virus.

EFE

Share on facebook
Facebook
Share on linkedin
LinkedIn
Share on twitter
Twitter
Share on telegram
Telegram
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email

Deja una respuesta